Inicio GASTRONOMÍA Compartir en Limone

Compartir en Limone

Limone es la primera tavernetta de raíz ligur que se abre en Madrid. Uno de sus puntos fuertes son los bocconcini, pensados para compartirse, aunque la carta permite, claro está, comer de manera más egoísta.

La carta de Limone está dividida en cuatro secciones: Antipasti; Le Focaccie; Ricette della Nonna y Dolci, y parte del concepto de los bocconcini, pequeños bocados de tradición italiana ampliados y reinterpretados a partir de ingredientes y recetas populares, especialmente de la Liguria, región fronteriza con Francia. Las recetas della Nonna, salen de las que elaboraba la abuela Sandra para la familia de los propietarios de Limone. El chef Marco Assandria, su nieto, las ha ampliado o rebautizado como Peperoncini ripieni di tonno (mini pimentos rellenos de atún), Fiori di zucca ripieni di provola e ricota (flores de calabacín rellenas con provolone y ricota) o los Scaloppine di maiale al marsala con patate casalinghe (lomo de cerdo con salsa de vino marsala y patatas de la casa), el Troffie al pesto genovese (pasta corta con pesto tradicional), Ravioloni allo scoglio (ravioloni rellenos de frutos del mar troceados), Scaloppine di pollo al limone con patate casalinghe (pollo en salsa de limón con patatas de la casa)…

El maestro focaccero proporciona elabora las focaccias (hogazas), que se distinguen por los rellenos más variados: de queso stracchino; Gorgonzola, pollo hilado y rúcula; o Jamón San Daniele, tomate, mozzarella y canónigo; crema de queso con mermelada de higos; o la de Mortadela tartufata, pesto, rúcula y queso pecorino. Para acompañar, cervezas y vinos italianos y una carta de cócteles que prepara el barman Mauro Gueblón.

El local tiene horario de restaurante, como es lógico, pero no cierra y entre comidas y cenas está abierto para meriendas y afterworks, donde aprovecha sus buena repostería y, desde luego, los cócteles.

Si bien lo importante en un restaurante es lo que sale de los fogones, el ambiente también cuenta. El de Limone ayuda a creerse en el Mediterráneo, gracias al interiorismo del estudio Eat&Love en colaboración con Marta Banús, que han elegido tonos blancos y azules, con algún detalle amarillo. Para no renunciar al ambiente soñado de las vacaciones, una terraza climatizada para que no nos arrugue el frío del largo invierno.

Lugar: Limone. C/ Diego de León, 42. 28006 Madrid. (Ver Mapa y cómo llegar).

Horario: Cocina, de 12:00 a 14:00 y de 20:00 a 00:00h. Sala: de 12:00 a 02:00h. Cierra los lunes. Los domingos, solo comidas.

Precio medio: 20/25 euros.

 

PUBLICIDAD